La Comisión Europea ha publicado las directrices que quiere establecer para la política energética en toda la UE, entre las que destaca la apuesta por el autoconsumo en los hogares. Una clara apuesta por la generación propia de energía de los ciudadanos que choca con las pretensiones del Gobierno español para regular el autoconsumo.

“Los consumidores deben tener la libertad de generar y consumir su propia energía en condiciones justas para ahorrar dinero, proteger el medio ambiente y garantizar la seguridad de suministro”, destaca el documento, en defensa del autoconsumo energético.

Europa apuesta por el autoconsumo para un futura Unión Energética, con el objetivo de reducir las emisiones de CO2, mejorar la eficiencia energética, rediseñar el mercado energético y dar poder a los consumidores en la gestión de su propia energía.

Todo un contraste con España, al menos sobre la normativa para el autoconsumo en nuestro país que prepara el Gobierno de Mariano Rajoy. El Ejecutivo ultima el real decreto sobre la respuesta de la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC) que regulará el autoconsumo de energía eléctrica en los hogares y empresas con una regulación estricta.

De lo que se conoce hasta ahora, va por el camino opuesto a lo que ha declarado la Comisión Europa. El borrador del Gobierno defiende el pago de impuestos al consumidor que autogenere energía como un peaje por mantenerse conectado al sistema eléctrico, el llamado impuesto al sol. La UE apuesta, por el contrario, por acabar con los procesos administrativos complejos que “representan una importante barrera para la competitividad de los pequeños y medianos proyectos”.

Además, en España se pretende gravar el uso de las baterías, algo a lo que ha aludido la CE. “El uso de sistemas de almacenamiento puede permitir a los consumidores almacenar y utilizar la energía generada por sus propios sistemas renovables de una manera más eficiente”, afirma el documento europeo, en contra del planteamiento español. “Los mayores beneficios para la red se alcanzan cuando el almacenamiento distribuido se gestiona para reducir la potencia pico de las instalaciones de energía renovable descentralizadas”, puntualiza el organismo.

Esta web utiliza cookies, puedes ver aquí la Política de Cookies